¿Estás buscando pega? Pon atención a tus redes sociales

revisan_redes_sociales

La mayoría de las empresas ya tienen la costumbre de revisar las redes sociales de los candidatos. Luego de las primeras selecciones de currículos, a los encargados de Recursos Humanos les interesa conocer más sobre los posibles futuros miembros del equipo. Y qué mejor, entonces, que googlear y revisar los perfiles online.

El auge de las redes

El 85% de los usuarios de Internet tienen cuentas en Facebook, Twitter, Instagram y LinkedIn, entre otras. Los internautas de 16 a 65 años las usan a diario e incluso se han convertido en una herramienta más para buscar empleo.

Para qué mencionar el uso del smartphone, que en Chile supera por lejos el uso de computadores. 80% de las personas que buscan trabajo lo hacen a través de aplicaciones móviles.

Las empresas, por su parte, hacen algo similar. Según un estudio reciente publicado por la web/revista Foro de Recursos Humanos, el 85% de las organizaciones aseguran consultar Facebook cuando un candidato postula a una vacante. En segunda posición se encuentra LinkedIn con un 79% y luego Instagram (49%) y Twitter (34%).

¿Qué pueden encontrar en tu perfil?

La mayoría de los reclutadores utilizan esta revisión para encontrar incoherencias entre la información publicada y la que se ha proporcionado en la entrevista. Es importante recordar que la imagen que proyectas en la red social es una extensión más de tu candidatura, así que comprueba si hay discrepancias entre la una y la otra.

Las imágenes y el contenido audiovisual también llaman la atención de los gestores y pueden ser motivo de descarte, así como los errores ortográficos cuando publicas contenido.

Cuida especialmente que no haya faltas de respeto a otros usuarios o comentarios negativos sobre jefes, compañeros y empresas en las que has trabajado.

Todos estos indicadores pueden ser motivos por los cuales tu candidatura sea descartada del proceso.

Pero más allá de eso, puedes usar las redes sociales a tu favor, haciendo que potencien tu currículum.

Marca personal y reputación de marca

Cada vez es más importante contar con una marca personal cuidada. Para ello es necesario darse cuenta de que tú, como profesional, dejas una huella. Y no solo entre las personas con que has trabajado,  sino también en tus redes sociales. Esto puede ayudarte a prosperar en tu carrera.

Todos tenemos una marca personal, es decir, un nombre, una imagen, una reputación. No trabajar la tuya puede que terminar ocasionándote problemas o haciéndote perder oportunidades.

Ya mencionamos que las empresas revisan las redes sociales para conocer un poco más a los candidatos. Quieren ver la parte profesional, personal y pública que se plasma día a día en Instagram, LinkedIn o Facebook.

Muchas organizaciones quieren profesionales con una marca personal fuerte. Esto puede ayudarlas a atraer mejores clientes y a mejorar la reputación de la propia marca.

Las compañías velan por su reputación de marca corporativa y por su Employer Branding: de ello depende su captación y retención de talento. Buscan perfiles que les ayuden a mantener la reputación que tienen e incluso mejorarla.

Por ejemplo, si las redes sociales de una persona están plagadas de comentarios negativos, la empresa puede pensar que hará lo mismo cuando esté dentro de su equipo de trabajo. Para evitar perjuicios, descartarán esa candidatura.

La era de internet ha hecho que nuestros comentarios tengan una repercusión inmensa: entre  60% y 70% mayor que antes que existiera la red. Cualquier comentario adquiere mucho poder, sobre todo cuando es negativo. Cuando alguien postea que tal persona es un maltratador de gatitos o que tal empresa es abusiva, todo el mundo lo comparte sin pararse a verificar. Como profesional hay que estar muy consciente de esto y hacerse responsable por las posibles repercusiones. Demasiada gente trolea, desahoga sus frustraciones, nombra culpables, pelea con el aire: pues bien, tú no hagas eso; diferénciate y aporta solo información bien documentada.

Analiza tus perfiles

Ya estamos de acuerdo sobre el alcance de las redes sociales. Lo importante, ahora, es que hagas un análisis en profundidad de tus perfiles online.

Esto es algo que puedes hacer de forma manual, pero también cuentas con herramientas digitales que te facilitarán esta ardua labor.

Hoy nos vamos a centrar en LinkedIn y Facebook, las dos redes más consultadas por los profesionales de Recursos Humanos cuando están evaluando candidaturas.

Facebook

Wolfram Alpha: esta página web es de gran utilidad para obtener un informe sobre nuestra actividad en Facebook. Te muestra el historial de publicaciones por links y por estado.

Te mostrará en detalle la publicación que ha generado más engagement y la foto con más interacción.

De forma visual también podrás tener acceso a la nube de tags y ver las palabras más relacionadas con tu perfil. Esta herramienta es muy útil ya que podrás ver qué huella digital dejas en la red. Es importante que no esté lleno de palabras negativas: piensa en lo que te gustaría transmitir y enfócate en que tus publicaciones contengan palabras clave que se adecuen a tu perfil.

LinkedIn

Snappr Photo Analyzer: esta web analiza tu foto de LinkedIn y te da tips básicos para mejorarla. Revisa el enfoque de la imagen, la sonrisa, el fondo usado y te aconseja cómo puedes mejorarla. Es una buena herramienta: como dice el dicho, una imagen comunica mucho más que mil palabras.

LinkedIn Social Selling Dashboard: el propio LinkedIn cuenta con una herramienta para analizar tu perfil en relación al resto de contactos y en tu sector. En un gráfico te mostrará tu porcentaje sobre 100 en relación a tu marca persona, la participación en grupos o conversaciones, conexión con personas y relaciones mantenidas con tus contactos.

Es importante tener un perfil con un porcentaje alto, ya que es una muestra más de que usas esta red social para hacer networking.

Usar hashtags para buscar empleo

¿Te das cuenta? En el fondo mejorar los perfiles online es lo mismo que preocuparse del currículo. Y tal como lo que uno hace luego de redactar el documento, pasemos ahora a buscar empleo. Usando, también, las redes sociales.

Hay varias estrategias que puedes llevar a cabo. Por ejemplo, puedes seguir a las empresas en las que te gustaría trabajar. Muchas de ellas usan estos canales para publicar las ofertas de sus vacantes.

Otra opción es a través del uso y seguimiento de los hashtags. En este caso es probable que no sigas a una empresa sino un tema, un perfil, algún concepto o tendencia que sea interesante para ti.

Si eres desarrollador web o tienes un perfil técnico seguramente te interese la inteligencia artificial y por ende sigas en las redes sociales el hashtag #AI. Muchas empresas usan estas etiquetas para difundir ofertas de empleo enfocadas a perfiles muy concretos.

Te recomendamos que hagas un listado de las etiquetas que más se ajusten a tu perfil y sigas esas conversaciones. No pienses solo en los posibles empleos: las conversaciones proporcionan conocimiento, educación constante.

Mantener actividad en las redes puede ayudarte a construir una marca personal fuerte y cuidada, con mucha proyección profesional. Participa en grupos y foros relacionados con tu perfil y afianza tus conocimientos.

Crear nuevas relaciones y mantener el contacto con profesionales del sector es el primer paso para construir una red de networking que a la larga puede ser muy beneficiosa para tu carrera profesional.

Ya lo sabes: usa las redes a tu favor, figúratelas como un currículum que se actualiza constantemente y que mejora, también constantemente, tus oportunidades de carrera. A nivel de empresas, hay mucha preocupación por este cambio. Aprovecha y reflexiona sobre quién eres en esta nueva plaza pública.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *