Microformación, formación constante en cápsulas

microformacion

En un mundo en constante evolución es importante no dejar de aprender nunca y actualizar tu CV constantemente. La microformación es una técnica muy útil para desarrollar tu carrera o bien optar a un nuevo trabajo y crecer profesional y personalmente.

La integración de la tecnología y los robots hacen que tanto las habilidades requeridas como las necesidades diarias te obliguen a estar atento a los cambios y a poder dominarlos con facilidad.

Más allá de la tecnología, el estrés diario y los problemas también convierten la microformación en una ayuda para dominar técnicas de relajación o estar al día sin la sensación de que el mundo va más rápido que tú.

¿Qué es la microformación?

La microformación o microlearning es un tipo de aprendizaje que se centra en comprender un tema o ítem rompiendo con el tópico de clases de larga duración o temario muy denso.

La microformación no solo se refiere a clases cortas, sino que se centra en un tema específico (microcontenido), en una cantidad de información asumible y con un objetivo claro que debe asimilarse al terminar la sesión.

Este tipo de aprendizaje encaja con las necesidades laborales, ya que permite aplicar el nuevo conocimiento de forma inmediata.

Te contamos a continuación las características que debe tener este tipo de formación:

  • Personalización y autonomía del curso: centrado en tus intereses o necesidades y adaptado a tus horarios.
  • Aprendizaje justo a tiempo: debido a su brevedad y su autonomía, puedes aprender la habilidad que necesitas justo a tiempo para aplicarla en tu trabajo.
  • Efectivo y con una gran variedad de cursos: centrado en una necesidad real y con un objetivo claro.
  • Práctico: formación guiada para una necesidad concreta.
  • Multiplataforma: puedes acceder al curso a través de múltiples plataformas: computador, tablet, Smartphone, e incluso la tradicional modalidad presencial.

¿Por qué usar la microformación?

Esta nueva forma de aprender proporciona las siguientes ventajas:

  • Aumenta la participación durante la sesión.
  • Mejora la capacitación y la eficiencia laboral.
  • Aumenta el interés del alumno.
  • Inmediatez en el desarrollo de las habilidades.
  • Clases prácticas y centradas en las necesidades reales.

¿Qué debes tener en cuenta?

Cuando decides usar una estrategia de microformación debes tener en cuenta tus necesidades como trabajador y también como estudiante.

Si el tema a tratar es complicado, deberás tener presente el punto de partida. Por ejemplo, para dominar un tema específico de programación la complicación no es la misma si ya tenías nociones de ese lenguaje o si nunca habías trabajado con él.

Ten en cuenta, entonces, que para desarrollar una habilidad más compleja es probable que necesites otro formato donde la vayas adquiriendo paso a paso.

También es recomendable que antes de inscribirte decidas qué tipo de formación necesitas. No todos los temas son abordados de la misma manera y su efectividad no será la misma para todos los estudiantes.

¿Qué puedo estudiar?

Se abre un amplio abanico de materias ofertadas y tipología de clases. Entre los temas más demandados encontramos:

  1. Dominar otro idioma: este tipo de formación es una buena manera de mejorar y practicar otra lengua. Esta habilidad es de las más demandadas a la hora de buscar un empleo, posicionando tu candidatura en empresas con negocios internacionales. En Tusclases.com puedes hacer intercambio de idiomas o bien contratar a profesores particulares.
  2. Nuevas tecnologías: si hay algo que cada día está cambiando, es la tecnología. Nuevos sistemas operativos, nuevas funcionalidades y sobre todo nuevas necesidades. Hay webinars, charlas de expertos sobre el tema e incluso tutoriales que te cuentan paso a paso cómo lograr esos conocimientos.
  3. Aprender nuevas funciones de Excel, Word, Power Point… Son herramientas que forman parte del día a día laboral y que a veces se te resisten. Por ejemplo, es muy común que desarrollar una macro en Excel se plantee como una tarea difícil. Gracias a la microformación puedes aprender a hacerla en unos 20 minutos.
  4. Programas de edición de videos y fotos: estas cápsulas de información pueden ser de gran ayuda para diseñadores profesionales y amateurs. LinkedIn ofrece, en colaboración con Photoshop, videos donde te enseñan herramientas y trucos para mejorar tus creaciones. Hay algunos gratuitos y otros pagados.
  5. Crecimiento personal: algunas veces necesitas un empuje para motivarte, o ahondar en tus sentimientos. Hacer una pausa y recordar que eres humano y que lo sano es explorar esa parte que a veces queda relegada a un segundo término. Ser feliz ayuda a conseguir tus objetivos yy, en el fondo, aumenta tu productividad: es un buen punto a tener en cuenta.

Aprender a través de las Redes sociales

Aunque poca gente piensa en eso, en algunas redes sociales hay cuentas que te permiten ir aprendiendo a la vez que pasas tiempo revisando tu timeline.

Twitter es una de estas plataformas, donde puedes practicar una habilidad a través de tuiteos de 140 caracteres. Un ejemplo puede ser las nuevas tendencias en Marketing, donde puedes hacer un seguimiento diario de las novedades no solo a través de grandes cuentas de gurús del tema, sino también a través del hashtag

Otra red que te permite ir aprendiendo de forma continua es YouTube. Son muy conocidos los tutoriales de esta plataforma de vídeo. Vine es menos conocida pero vale la pena visitarla:  también ofrece clases en video, para ir asimilando conocimiento de una forma amena y en un formato comprimido.

Finalmente, Instagram. ¡Sí, Instagram!. Aquí puedes aprender yoga, comer más sano o aprender a gestionar la frustración. Depende de las cuentas a las que sigas y el empeño que pongas en practicar esos consejos.

Flexibilidad y adaptación a tus necesidades

Algo muy interesante de este tipo de formación es que se adapta completamente a tus necesidades, y te permite continuar tu día a día y asistir a las entrevistas o cumplir con tu empleo.

El ritmo lo impones tú. Si has tenido un mal día, por ejemplo, puedes decidir tomar clases más cortas o más lúdicas. Incluso hay cursos donde se aprende jugando.

Una vez adquirido un nuevo conocimiento, recuerda actualizarlo en tu currículum. En tu carta de presentación y en la entrevista, menciona siempre que para no quedarte atrás te gusta seguir formándote y aprendiendo habilidades nuevas.

Please follow and like us:

6 comentarios sobre “Microformación, formación constante en cápsulas”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *