¿No encuentras empleo? Sigue estos 4 consejos

no_encuentras_empleo

Encontrar trabajo es un proceso duro, no por la dificultad de postular a una oferta, sino por la necesidad de reforzar la autoestima en cada paso. Con el transcurso de los días, la falta de llamadas o entrevistas genera frustración y esto acaba repercutiendo en nuestros ánimos.

Hoy te mostraremos algunos consejos y estrategias que pueden ayudarte en la búsqueda del trabajo ideal.

Antes de continuar, es importante que tengas en cuenta cuál es el momento adecuado para cambiar de empleo.

¿Cómo saber qué ha llegado el momento de buscar empleo?

Esto dependerá de la situación laboral y personal de cada cual, ya que no todos nos encontramos en la misma posición y con las mismas necesidades.

Si recién egresaste, lo más seguro es que quieras empezar a trabajar en la carrera que elegiste. En este caso, si tu economía te lo permite, es recomendable buscar una oferta laboral que, aunque no tenga una remuneración atractiva, encaje en tu plan de carrera y te permita desarrollar todo lo que has aprendido.

Dar el primer paso siempre es difícil, pero en la actualidad muchas empresas cuentan con planes para recién egresados que pueden ayudarte a iniciarte en el mundo laboral.

Para quienes ya tienen experiencia y están trabajando hay algunas red flags que nos indican que ha llegado el momento de cambiar de rumbo. Como, por ejemplo:

  • No estar de acuerdo con la mayoría de las decisiones que toma la empresa
  • No sentirse cómodos en el trabajo o vivir situaciones de angustia y estrés constante
  • Tu plan de carrera y objetivos ya no encajan con lo que te propone la empresa
  • Ves muchos errores y ninguna intención de resolverlos
  • No sientes que te valoran ni reconocen
  • Ha llegado el momento de crecer profesionalmente y buscar nuevos retos
  • Ya no aprendes nada nuevo en el trabajo

Si crees que todo esto encaja con tu situación actual es el momento de buscar una nueva oportunidad laboral:

Ahora vamos a los 4 consejos que te ayudarán a centrar tu búsqueda y enfocar el proceso para tener éxito lo antes posible.

Consejo 1: una estructura para un propósito

La búsqueda de trabajo es una tarea que debe estar estructurada y contar con un propósito claro para tener éxito.

Debes crear una estrategia de empleabilidad coherente, es decir, que tus conocimientos y habilidades estén acordes con el empleo que quieres conseguir.

Si al revisar algunas ofertas laborales ves que necesitas actualizar conocimientos o realizar algún curso, entonces es el momento de hacerlo posible y añadirlo en tu currículum.

Al buscar empleo debemos balancear nuestro sueño con nuestra realidad, es decir, que debemos ser conscientes de nuestros puntos fuertes y débiles.

En este caso usaremos la herramienta de DOFA personal para saber qué puntos debemos mejorar para conseguir el trabajo soñado.

Debemos pensar qué herramientas podemos usar para crear una estrategia coherente de empleabilidad y luchar por nuestra carrera.

Consejo 2: Computrabajo y networking

No se trata de escoger entre usar portales de empleo o networking: cuando se trata de buscar empleo es necesario usar todos los canales disponibles, incluso las redes sociales.

Ya contando con la estructura que sugerimos en el primer consejo, vayamos buscando en los diferentes canales para ver qué ofertas de empleo hay disponibles.

Según la empresa en la que queramos trabajar o el sector, usaremos varios canales.

Es importante tener el perfil actualizado en Computrabajo y también en las redes sociales. La idea es que cuando sea el momento de postular ya tengamos el currículum actualizado y a mano.

En esta estrategia de búsqueda también debemos dar a conocer a nuestros contactos que estamos pensando en hacer un cambio y que nos avisen o recomienden si saben de un puesto en el que podamos encajar.

Cuando estamos en búsqueda de mejoras profesionales, debemos poner en conocimiento a nuestros contactos que deseamos un cambio y tener a mano nuestro currículum, para así poder enviárselos cuando nos lo pidan. Es necesario tenerlo actualizado y siempre accesible: de hecho, lo mejor tener una copia en el celular para que sea más fácil adjuntarlo en las ofertas en línea, las que nos lleguen por whatsapp y redes sociales y los correos.

Si te dedicas a un área creativa, es importante también que cuentes con un portafolio para hacerlo llegar. Aquí, no tenerlo actualizado ni completado puede perjudicarte en la búsqueda.

Si quieres más información para realizar un buen CV no te pierdas el webinar con Edgar Rojas, Director Nacional de RPO (Recruitment Process Outsourcing) en Adecco.

Consejo 3: ¿Qué tener en cuenta de la vacante?

Antes de aplicar a una vacante es importante leer con atención todo lo que cuenta la empresa.

Por ejemplo, debemos saber qué profesional están buscando y qué tareas van asociadas con el cargo. Muchas veces, aunque el perfil sea similar, no todas las empresas tienen los mismos cargos ni se asigna la misma responsabilidad a cada uno de ellos.

Es importante revisar qué habilidades y conocimientos piden y ver si nosotros contamos con ellos y si están reflejados en nuestro currículum vitae.

Otro punto a tener en cuenta es la empresa y los valores que transmite. Si la empresa publica sus ofertas de manera abierta es necesario conocer si nos gustan su misión y su cultura organizacional.

Podemos revisar su página web y también las evaluaciones que los colaboradores han dejado en Computrabajo.

Si la vacante es confidencial, lo típico es que la empresa se dé a conocer en una etapa más avanzada. Aun así, en el primer contacto con los reclutadores podemos preguntar por el sector al que pertenece y por su cultura organizacional.

Según una encuesta de Computrabajo los candidatos están buscando un mayor balance entre trabajo y vida personal y la posibilidad de flexibilidad laboral; además, tienen en cuenta los beneficios adicionales, el posicionamiento de la empresa y también las oportunidades de carrera antes de postular.

Es importante saber, para que valga la pena, que ese cargo encaja realmente con nosotros y nuestras necesidades.

Consejo 4: Desarrollar la marca personal

Tener una marca personal en el proceso de búsqueda te permite dar a conocer varios beneficios asociados a este concepto:

  • Tienes claro tu valor agregado y tu aporte como profesional
  • Las personas reconocen tu marca y tu punto diferenciador
  • Es más fácil contar con una red de networking
  • Tus posibles colegas y clientes pueden consultar en redes y otras instancias tus aportes y reflexiones sobre ciertos temas
  • Trabajar en tu propia marca te da experiencia para crear estrategias coherentes y efectivas.

Con estos 4 consejos ya puedes ir preparándote para emprender la búsqueda, teniendo en cuenta todos los puntos de una oferta laboral antes de postular.

Recuerda usar varios canales para mantener el contacto con la empresa y conocer sus ofertas laborales. Actualiza tu CV y lánzate.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.